mejorando la salud eliminando las varices

mejorando la salud eliminando las varices

La alimentación, el masaje contribuyen en renovar nuestra salud.

610
0
Compartir

Consejos para eliminar varices de las piernas

 Las varices, son venas dilatadas que se inflaman y suben a la superficie de la piel. La mayoría de las ocasiones son moradas o azul oscuro y  se ven abultadas y torcidas. Éstas se encuentran normalmente en el área interna de las piernas y en las pantorrillas. Prácticamente es un reflejo de la salud de la piel y su estructura debajo. 

Las varices se producen cuando las válvulas venosas encargadas del buen flujo de la sangre hacia el corazón, detienen su funcionamiento normal. Dando como resultado, que la sangre se almacene en las venas, produciendo la dilatación de éstas.

El embarazo es también una de las causas de las varices, pero estas varices no son permanentes y generalmente tres semanas después del parto, ya no están.

Las varices afectan a  una gran parte de las personas mayores de 50 años de edad. Éstas son más comunes en las mujeres que en los hombres.

Se sabe que actualmente no hay procedimientos para la prevención de las varices, sin embargo, se destacan, el ejercicio, colocar las piernas en alto cuando se está acostado, perder peso y el no cruzar las piernas al sentarse, como prevención o, si ya las tiene,  evita que se agraven. Usar ropa holgada y no permanecer de pie por un gran periodo de tiempo, son otras formas de prevenir esto. Si éstas se vuelven dolorosas o si se tornan desagradables a la vista, se le recomienda ir con tu médico y consultar con éste algunos tratamientos para eliminarlas.

Cambiar los hábitos cotidianos, es un paso importante para la prevención y tratamiento de las varices hasta la recuperación de la salud en general. Algunas causas de éstas, son:

  • Problemas circulatorios
  • No activar el cuerpo
  • Herencia
  • Fumar
  • Comer en exceso

Aquí encontrarás algunos consejos que te serán de mucha ayuda para la prevención de estas molestas ‘arañitas’ en las piernas y dejes a un lado la vergüenza de mostrar tus piernas.

Mejora la circulación de la sangre.  

Realiza algunos ejercicios de baja intensidad diariamente para que el flujo de la sangre en tus piernas fluya de manera correcta y sin obstáculos. Desde pasear a tu perro, andar en bicicleta, nadar, bailar, caminar, entre otros., todos estos son ejercicios que te mantiene activos y ayudan, no solo con las varices, sino también a mejorar tu salud.

 

perder peso monitoreando la cintura
Medir la cintura, controlarse es un paso hacia una salud mejor monitoreada.

Baja de peso.

Como se mencionó antes, la obesidad es una de las principales causas de la aparición de las varices. Esto debido a que todo el peso debe ser soportado por tus piernas y las venas se ven afectados al tratar de enviar la sangre de vuelta al corazón. Realiza una dieta balanceada combinada con una rutina de ejercicios y libera a tus piernas de esa carga y mejora tu salud en general.

 

masaje y la salud de la piel
Masaje para mejorar el flujo sanguíneo.

Masajea el área afectada.

En las tardes o cuando llegues a casa después de un largo día de trabajo, coloca un poco de aceite esencial, de lavanda, coco o cualquiera que sea de tu agrado, en el área afectada y realiza masajes. De esta manera la circulación de la sangre vuelve a fluir de forma natural mejorando la salud de tu piel.

 

Alimentos son la fuente de la salud.
el alimento influye cómo nos renovamos. Nuestra salud depende de la alimentación.

 

Mejora tu dieta.

Es muy importante que agregues a tu dieta diaria más alimentos antioxidantes, como la fresa, uva, ajo, zanahoria, entre otros., así tus venas se fortalecerán y estarán más saludables.

Algunas recetas caseras que puedes realizar para el tratamiento de las varices, son las siguientes:

  • Ajo: El ajo ayuda a que las varices se desinflamen y a mejorar la circulación. Puedes ingerirlo, colocando un poco en tu comida diaria o realizar una pomada machando unos dientes de ajo y mezclándolos con alcohol. Échese esto varias veces a la semana en las áreas afectadas.
  • Aloe vera o sábila: Saque el gel de ésta, y cocínelo por un corto periodo de tiempo en un recipiente con agua. Envuélvalo en una toalla pequeña para no causar quemaduras en la piel y ponga en el área perjudicada en forma de compresa. Déjelo durante la noche y retírelo al día siguiente al despertarse.

Vinagre de manzana: Coloque un poco de vinagre de manzana en un bol y moje una toalla con el preparado, y póngaselo justo encima de las varices y deje que actúe por varios minutos (de 5 a 6 aproximadamente). Puede realizar suaves masajes en la zona con movimientos de abajo hacia arriba.

No hay comentarios

Deja un comentario